El minimalismo se ha vuelto toda una tendencia en la actualidad, pero ¿a qué se refiere este término? El minimalismo en pocas palabras es decorar con la menor cantidad de elementos posibles, dándole un estilo muy básico y neutro a los espacios, pero a su vez lleno de modernidad y elegancia.

A continuación, te dejamos algunos detalles importantes a seguir si estás pensando en darle vida a tu hogar con esta tendencia.

  • Se necesita evitar todo tipo de exceso por lo que se trata de utilizar únicamente lo necesario.
  • No utilizar muchos elementos artísticos como, por ejemplo, reducir la cantidad de cuadros y pinturas que se encuentren colocadas en las paredes.
  • El estilo minimalista trata de reflejar espacios amplios, por lo que se debe de reducir la cantidad de artículos o accesorios que se coloquen en los muebles, dejando únicamente aquellos de uso diario o necesarios.
  • Eliminar la mayor cantidad de artículos que se tengan únicamente por decoración, para poder brindar ese espacio sobrio que tanto se busca.
  • Los colores recomendados son aquellos que no se diferencien mucho uno de los otros, de lo contrario se estaría cayendo en espacios saturados de colores y creando un exceso de contrastes además de hacer ver los espacios más reducidos.
  • Si tenemos habitaciones con techos muy bajos lo recomendado es utilizar colores claros que le aportaran amplitud al espacio.
  • Para las habitaciones con techos altos se recomienda pintar las paredes dos tonos más claros que el color correspondiente del techo, con esto se logrará crear un balance y espacio óptimo para este estilo.
  • Los muebles con diseños de líneas rectas y planos básicos son los elegidos por esta técnica minimalista. En cuanto al material de estos, los mas utilizados son el acero, vidrio y la madera ya que brindan espacios sobrios y elegantes. Estos muebles deben de ser preferiblemente bajos, si la habitación es pequeña se recomienda utilizar muebles rectangulares, que ayudarán a dar una apariencia de amplitud, de lo contrario si es muy larga lo recomendado es utilizar muebles cuadrados que ayudarán a dar el balance y la profundidad perfecta.

Y por último las telas y textiles utilizados deben de ir acorde a los tonos elegidos, se debe de evitar el uso de estampados ya que se debe seguir la línea de neutralidad